Llámanos 51 61 37 20, 55 41 77 58 62
Carrito
$0.00
Carrito
$0.00
Blog

¿Cómo cuidar mi cuerpo en vacaciones?

¿Vas a viajar pronto? Quizá estás pensando en tu alimentación y te sientas con temor de regresar con algunos kilos de más. Cuando nos vamos de vacaciones agarramos como excusa comer todo lo que se nos ponga en frente, las porciones tienden a ser más grandes y con ello la ingesta de calorías es mucho más elevada de lo que parece.

Cada que vamos a un restaurante no es imposible no pedir de todo un poco, porque claro, todo lo que vemos en el menú se ve delicioso o no? Y sí todo es muy rico pero en calorías, grasa saturada, colesterol, etc y es muy difícil llevar el control de cuántas calorías o gramos de grasas se encuentran en los platillos que estamos comiendo.

Pero adivina que… sí es posible volver a casa de vacaciones sin esos kilitos de más. Puedes variar tu alimentación en vacaciones sin culpa disfrutando los placeres de nuevos sabores.

Te dejamos algunos consejos prácticos que podrás poner en práctica:

  1. Procura no comer en lugares de comida rápida y analiza la zona. Bien sabemos que los lugares de este tipo no son la mejor opción en cuanto al cuidado de nuestro cuerpo, analiza qué hay al rededor de tu ubicación, opciones saludables, restaurantes locales, de igual forma conocerás sabores nuevos y cosas típicas del lugar que visitas.
  2. Ten cuidado con el alcohol y los refrescos. Trata de tomar agua simple, si no te encanta la idea pide una limonada o naranjada y que no tenga jarabe, trata de eliminar las bebidas azucaradas. En cuanto al alcohol, recuerda también que debes de ser cuidadoso, ya que contiene una gran cantidad de calorías y no aporta ningún nutriente.
  3. NO TE PRIVES. El cuidar nuestra alimentación no implica limitarnos, come lo que te gusta, pero no lo hagas en exceso, cuida las porciones. Puedes compartir el plato fuerte o el postre.
  4. Muévete. Si te gusta correr, nadar, caminar, lo que sea hazlo, no lo dejes solo porque estás de vacaciones. Aparte te aseguramos que hay muchas actividades físicas que igual puedes hacer en familia como escalar, bici, jugar tenis y más.
  5. Trata siempre consumir frutas y verduras cada vez que puedas. Agrega siempre a tus platillos fruta o verdura, no importa de qué forma la incluyas pero no la dejes a un lado, si pides ensalada te recomendamos pedir el aderezo aparte para que controles la cantidad.
  6. Cuida los antojos. Sabemos que en cuanto nos ponen la charola de pan o totopos nos es casi imposible no comerlo, pero solo te quitarán el hambre y aportarán muchas calorías a tu cuerpo. Aprende a controlar tus impulsos. En la calle elige lo que se te antoje más y así evitarás estar comiendo todo el día.
  7. El postre siempre es una parte importante de la comida cuando estamos de vacaciones y comemos en un restaurante. Procura pedir aquellos que no sean fritos y/o contengan tanta grasa o azúcar.

¡Disfruta tus vacaciones y cuídate!

Deja un comentario